Detectives Madrid

Factores de riesgo y consecuencias del maltrato infantil.

¿Sabemos que los niños que nos rodean están seguros? Nuestra agencia de detectives privados se ha visto sumergida numerosas veces en investigaciones donde había menores maltratados. Esta situación es más frecuente de lo que pensamos y desgraciadamente no es tan fácil de ver como parece. Hoy conocemos los factores de riesgo y consecuencias del maltrato infantil.

Qué se considera maltrato infantil

El maltrato infantil no solo son los abusos hacia un niño, sino también la desatención. Dentro de esto se incluye todo tipo de maltrato ya sea físico o psicológico. Podemos hablar de abusos sexuales, negligencias, explotación comercial o cualquier acto que pueda causar algún tipo de daño o perjuicio a la salud, el desarrollo y la dignidad del menor.

La exposición a la violencia de pareja también se considera maltrato infantil.

El maltrato infantil es una de las más preocupantes causas de sufrimiento para los menores. Tiene consecuencias negativas a largo plazo y las personas que han sido expuestas a maltrato cuando eran menores, presentan secuelas el resto de sus vidas. Los adultos que fueron expuestos a estas situaciones suelen tener problemas de conducta, mentales y/o físicos.

El maltrato infantil provoca estrés y se asocia de forma directa con trastornos del desarrollo cerebral. Hay casos más extremos donde se desarrollan problemas irreversibles en el sistema nervioso e inmunitario.

Nos centramos en los datos más importantes recogidos en los últimos años relacionados con el maltrato infantil:

Factores de riesgo y consecuencias del maltrato infantil

Conocer los factores de riesgo y consecuencias del maltrato infantil puede ayudar en la prevención de este mal que afecta a tantos menores en el mundo.

Factores de riesgo para sufrir maltrato infantil

Gracias a los estudios se han recogido agentes de riesgo de maltrato infantil. Hay que tener en cuenta que no están presentes en todos los contextos sociales y culturales. Sino que son parte de una visión generalizada que nos da la opción de obtener información sobre las causas del maltrato a menores.

Factores de riesgo de los niños

Hay ciertas características de los menores que hacen que aumente las probabilidades de sufrir maltrato.

“No debemos de olvidar que los menores son las víctimas, nunca se les puede culpar del maltrato.”

Factores de riesgo de los padres o tutores

Intencionalmente o no, hay particularidades de los padres o los tutores legales del menor que pueden llevar a incrementar los riesgos de sufrir maltrato infantil:

Factores de riesgo familiares

Cuando hacemos referencia a los factores familiares también se incluyen las relaciones de pareja, los amigos o compañeros que influyen en el aumento del riesgo de maltrato infantil:

Factores de riesgo sociales

Consecuencias del maltrato infantil

Muchas de las personas que han sufrido maltrato cuando eran menores desarrollan conductas tales como:

El maltrato infantil deriva comúnmente en problemas de salud mental. Fomenta el suicidio e incluso es causante de problemas cardiácos y cáncer.

Aparte de las consecuencias sobre la salud y la sociedad, el maltrato a menores tiene un gran impacto económico relacionados con los costes del tratamiento en las hospitalizaciones. Así como los tratamientos en salud mental, los servicios sociales.

El maltrato infantil es un problema mundial

El maltrato infantil es un problema que afecta a nivel mundial. Y, como ya hemos dicho anteriormente, con consecuencias negativas que pueden durar toda la vida. Las investigaciones familiares son necesarias.

Los principales datos que tenemos sobre este asunto son de países de ingresos medianos o bajos. Es necesario hacer estudios de la situación actual de un gran número de países.

El estudio del maltrato infantil es complejo. Las estimaciones de las que disponemos en la actualidad son muy variables, depende de cada país del tipo de investigación usado en cada uno de ellos. Estos estudios dependen esencialmente de:

Es importante tener en cuenta que no todo el maltrato deja marcas visibles. Muchos sufren de abandono de menores y maltrato psicológico, también conocido como maltrato emocional. En nuestra agencia hemos sido testigos en varias ocasiones en este tipo de maltrato, sobretodo en investigaciones relacionadas con la custodia de los hijos.

Cifras terriblemente alarmantes develan que cerca de 40 mil menores de 15 años mueren por homicidio cada año. Por muy horrible que parezca, la realidad del problema es infinitamente peor, ya que muchas muertes causadas por maltrato infantil se camuflajean por error con accidentes, como caídas, ahogamientos, quemaduras, etcétera.

Las niñas son mucho más vulnerables a sufrir violencia, sobretodo en situaciones de conflicto armado y entre refugiados. La explotación y los abusos sexuales por parte de los que combaten, incluso las fuerzas de seguridad, miembros de la propia comunidad, son más frecuentes de lo que pensamos.

Cómo prevenir el maltrato infantil

Los programas de prevención más eficaces son los que ayudan a los padres y tutores. Les aportan conocimientos y herramientas positivas para criar y educar adecuadamente a los menores. Entre ellas se encuentran:

La OMS, en lo referente a la prevención del maltrato infantil, recomienda que se realicen las siguientes acciones en los campos de salud pública:

Programas de prevención del maltrato infantil en desarrollo

Destinado a la prevención de traumatismo craneoencefálico debido al maltrato en bebés. Es un síndrome causado por una sacudida o un traumatismo que produce una lesión cerebral.

Normalmente estos programas de prevención se realizan en hospitales donde se informa a los nuevos padres los riesgos que trae zarandear a un bebe y cómo tratar a uno cuando sufre de llanto inconsolable.

Se están llevando a cabo en las escuelas ya que la formación de los menores para que sean capaces de defenderse en vital. Se les enseña a los niños:

  1.  La la propiedad de su cuerpo.
  2. Diferencias entre un contacto normal y los impúdicos.
  3. Reconocimiento de situaciones de abuso.
  4. Decir “no”.
  5. Cómo exponer su situación a un adulto de confianza.

Estos programas están siendo muy eficaces para reforzar la protección de los menores ante los abusos sexuales.

Cuanto antes intervenimos en la educación del niño mejores son los beneficios que se pueden aportar. Por ejemplo, a su desarrollo cognitivo, sus logros educativos, su conducta social, etcétera. Como consecuencia directa esto trae un gran descenso de la tasa delictiva entre los menores.

Es necesario reconocer cuanto antes si un menor está siendo una víctima. Para esto debemos de disponer de toda la información posible sobre los factores de riesgo y consecuencias del maltrato infantil. Nuestra agencia, gracias a sus muchos años de experiencia, puede ser un apoyo vital a la hora de demostrar o desmentir este tipo de situaciones. Si tiene alguna duda o necesita contar con nuestros servicios, póngase en contacto con nosotros.

Problemas de conducta de los hijos
Contratar cuidadores, ¿nuestros seres queridos están en buenas manos?