Teléfono fijo +34 91 11 58 391 / Teléfono móvil y WhatsApp +34 636 433 047

Detectives Privados Madrid, somos una agencia que sabemos que en el intercambio de custodia, existen situaciones que a veces, no son nada agradables. Por ello, se necesita la obtención de pruebas de manos de detectives, para poder demostrar a los magistrados; lo que realmente sucede en ese momento concreto y delicado.

La obtención de pruebas de detectives y los tribunales españoles

Existe cada vez más, jurisprudencia en los tribunales españoles sobre la obtención de pruebas de detectives. Las investigaciones familiares son muy solicitadas y al mismo tiempo; según qué temas, son más delicadas que en otros servicios de investigación. Los tribunales y juzgados han visto que gracias a las pruebas obtenida por los investigadores, pueden ver como si estuvieran ellos mismos allí; lo que realmente a sucedido en ese intercambio.

Desde comportamientos, hechos o conductas que pueden poner en peligro, la estabilidad del menor o menores que tienen que presenciar ciertas situaciones que no deberían y que hacen que puedan tener más que un problema psicológico a corto o largo plazo.

Los episodios que se pueden encontrar en esos intercambios de custodia, puede ser desagradables hasta para el detective privado que tiene que presenciarlo y grabarlo. Es fundamental, ya que sin esas pruebas solo estaría la palabra de uno frente a la del otro. Y en estos casos, los jueces no suelen inclinarse mucho por una u otra parte. Ya que la falta de evidencias, que son las que conforman los argumentos esgrimidos por los abogados o letrados de las partes interesadas, no aportan nada al caso.

Por este motivo, muchos abogados aconsejan a sus clientes, la contratación de detectives para la obtención de pruebas. Porque es tan necesaria como fundamental. Para poder conseguir ser escuchados por el juez. En los últimos años, este servicio de investigación, se ha disparado y muchos son los casos que hemos tenido en esta agencia de Indicios, como en otras.

La jurisprudencia española está cambiando. Se está viendo la necesidad de probar hechos mediante la obtención de evidencias. Sin pruebas no se puede conseguir nada. Y esa es la razón que muchos ciudadanos, empresas o despachos de abogados, contraten los servicios de los investigadores privados.

Mostrar evidencias o pruebas de ciertos comportamientos en el intercambio

En los casos de intercambio de custodia, las pruebas o evidencias pueden constituir un argumento de peso muy importante. Sobre todo, si queremos demostrar como se comportan algunos miembros de la otra parte. Y es que a veces, en ese intercambio de custodia, nos podemos encontrar con situaciones no sólo hostiles, sino desagradables. No es necesario que estén envueltos, en lo sucedido los progenitores. Puede que sean familiares o amigos de una de las partes, los que enturbien ese intercambio.

Insultos, injurias, amenazas, acusaciones cruzadas…todo esto y más puede ocurrir en los intercambios. Como hemos apuntado antes, no es necesario que sean los mismos padres quienes actúen así. Pueden que sean los abuelos, tíos, hermanos o amigos los que se comporten de una forma incorrecta o desagradable. con estos comportamientos, hacen que un intercambio de custodia, se convierta en un infierno para la parte más débil y para los menores que los sufren.

Para los menores, es una fase más de la separación o divorcio de sus padres. Y deben acostumbrase a que sea algo normal. Pero si en vez de hacerlo de una forma civilizada, sucede todo lo contrario, esos menores tendrán terror a que llegue el día y pueden tener graves problemas psicológicos o de cambios de comportamiento drásticos.

Obtención de pruebas de detectives, intercambio de custodia

Obtención de pruebas de detectives, intercambio de custodia

Los expertos como psicólogos o sociólogos, apuntan que los menores que ven reacciones en contra de uno de los padres, pueden experimentar un cambio drástico de comportamiento. Es decir, si un menor de 12 años ve como a su madre es atacada, verbalmente, puede luego, comportarse como un niño de 8 años. Esto actúa como un escudo, para llamar la atención de los progenitores o por el miedo a lo que pueda suceder.

La ley española: lo que dice el código civil sobre el intercambio de custodia

En nuestro ordenamiento jurídico, el intercambio de custodia está recogido en el Código Civil. Concretamente, en el artículo 92. La ley establece varios puntos esenciales para estos casos:

1- La separación, la nulidad y el divorcio no eximen a los padres de sus obligaciones para con los hijos.

2- Se acordará la privación de la patria potestad cuando en el proceso se revele causa para ello.

3- Los padres o tutores, podrán acordar un convenio regulador o en caso que no se pongan de acuerdo, será el juez. Este podrá decidir, que la patria potestad sea ejercida total o parcialmente por unos de los progenitores.

4- Se acordará el ejercicio compartido de la guarda y custodia de los hijos, cuando sea solicitados por los padres. Esto se hace como propuesta de convenio regulador o cuando ambos lleguen a este acuerdo. El Juez, acordará la guarda conjunta y después de fundamentar su resolución, adoptará las cautelas para el cumplimiento.

5-. No procederá la guarda conjunta cuando uno de los padres esté implicado en un proceso penal por atentar contra la vida, la integridad física, la libertad, la integridad moral o la libertad e indemnidad sexual del otro cónyuge o de los hijos.

6-Tampoco procederá cuando el Juez vea, en las alegaciones de las partes y con las pruebas aportadas, existencia de indicios de violencia doméstica.

7- El Juez acordará la guarda y custodia compartida cuando sea necesario para proteger el interés superior del menor.

Cómo vemos el Juez es el último en dictaminar lo mejor para el menor o menores. Pero antes, siempre tiene que escuchar a las partes implicadas para la toma de decisiones. Cuando existe un acuerdo sobre la guarda y custodia, esta no implica que se quedara para toda la vida. Se puede solicitar cambios en ella. Y si se puede esgrimir argumentos, basados en una obtención de prueba, los magistrados escucharan más a la parte que las muestre.

La obtención de pruebas el punto clave para la demostración de los hechos

La obtención de pruebas, se ha convertido en la solución, para probar lo que sucede en el intercambio de custodia. Probar un hecho delictivo ante cualquier tribunal, no solo sirve y supone terminar con una situación difícil. Sino también, luchar y quitar la custodia definitiva, a esa parte, que no le importa calumniar o incriminar falsamente. Proteger el bienestar de los menores es imprescindible, para salvaguardarles de ciertas situaciones.

No se puede permitir, que por que una de las partes no asuma lo sucedido en el divorcio o separación, deba “pagarlo” la otra parte. Y mucho menos, que lo presencie el menor. Pero para algunos adultos, el resentimiento o las ganas de revancha, están más que patente. Y esto es así, que les da igual que los menores sean las armas arrojadizas para ir contra su ex.

Los detectives privados, podemos capturar lo que sucede en ese intercambio guarda y custodia. Conseguir las evidencias que muestren todo lo que hemos relatado, supone poner punto y final a estos comportamientos. Que un menor sea testigo de cómo se desprecia, o insulta e incluso, amenazan a uno de sus padres, es un hecho intolerante. Y la única forma es recurrir a los tribunales con pruebas que muestren la verdad de esa realidad tan dura.

Share This Story!

You may also like

No Comment

You can post first response comment.

Leave A Comment

Please enter your name. Please enter an valid email address. Please enter a message.

*

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR